Blogia
cambiando de vida

Viajes y reflexiones

Viajar sigue siendo una de mis actividades favoritas, y no parece que eso vaya a cambiar en un futuro próximo. Además de estarme replanteando qué hacer con mi vida, y sobre todo dónde, he estado una semana de vacaciones que me ha llegado para visitar varias cosillas. Han sido unas vacaciones completas, ha habido amigos, turismo y fiesta. El turismo ha sido sobre todo histórico (y de historia bastante anciana) pero también acompañado de unos paisajes preciosos. La fiesta ha estado plagada de reencuentros, de comidas estupendas y de unas cervezas carísimas y noches hasta las tantas, seguidas de mañanas con resaca.

En medio de todo eso he conseguido tener varios momentos de soledad, para mí, para pensar. Han sido o ratos en los que me he separado del grupo mientras veíamos cosas o momentos que he tenido mientras el resto estaba ocupado. Siempre he necesitado momentos así y de vacaciones todavía más, y aunque en general mis amigos son para eso muy comprensivos y no me agobian nada, alguna vez me ha costado un poco más encontrar esos momentos pero me he fijado en una cosa: viene fenomenal fumar para no tener que poner una excusa para apartarte un momento del grupo y estar a tu aire.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres